Docentes como Oscar Trinidad se animaron a utilizar Facebook como una herramienta más a la hora de dar una clase. En esta oportunidad proponemos algunas ideas para aplicar Instagram, una de las redes sociales más populares entre los jóvenes, al trabajo diario de diversas disciplinas. Además, revisamos algunas cuentas educativas que pueden ser de gran utilidad. 

instagram.jpg

Para comenzar… hablemos de Instagram

Se trata de una red social que permite publicar imágenes y videos (de corta duración) a través de su aplicación móvil. Los usuarios también pueden aplicar efectos fotográficos como filtros y ajustar el brillo, la nitidez, los contrastes o incorporar colores… Asimismo, a partir del 2016, incorporó la opción de crear historias (Instastories) que son efímeras: solo duran 24 horas. Pasado este lapso desaparecen.

Una de las características principales de la app es que les da un formato cuadrado a las fotografías imitando el formato de cámaras vintage como la Kodak Instamatic o la Polaroid

¿Cómo usarlo?

  • En primer lugar hay que descargar la aplicación. 
  • Posteriormente es necesario registrarse y generar un usuario.
  • Después hay que loguearse con ese usuario y a partir de ahí, uno puede comenzar a publicar imágenes. 
  • Las imágenes pueden estar alojadas en la memoria del teléfono o bien se pueden sacar en el momento.
  • El próximo paso será editarla (de considerarlo necesario). Primero es posible recortar la imagen o el video, después se puede elegir entre uno de los filtros disponibles y luego ajustar algunos parámetros como el brillo o el contraste. 
  • Para finalizar se puede agregar un texto en el que se puede incluir íconos y #hashtags (palabras claves), etiquetar a amigos y compartir la ubicación en la que fue tomada la fotografía o el material audiovisual. 

Un dato importante: en los ajustes de privacidad, uno puede elegir mantener la cuenta en modo «privado» para que quienes quieran ver tu perfil, tengan que seguirte y tener la posibilidad de aceptarlo o no. En el servicio de ayuda está disponible el manual de política de privacidad para todos los usuarios y una guía con consejos de seguridad

Ideas para el aula: disparadores para pensar trabajos que incorporen redes sociales

Trabajo con narrativa fotográfica: la propuesta es que los jóvenes puedan redactar textos a partir de una fotografía o un video. Se pueden encarar proyectos narrativos a partir de esa técnica, ya sea para disciplinas como historia, lengua y literatura u otras. Una buena opción para localizar todos los trabajos del grupo es crear un hashtag, lo que permitirá encontrarlos agrupados bajo esa palabra clave.

Fotoperiodismo:
el objetivo es que los alumnos puedan experimentar en esa área con sus cámaras y además puedan enriquecer las imágenes con textos informativos. Principalmente para materias relacionadas con la Ciencias Sociales.

Experimentar con efectos: la idea es que los estudiantes, a partir de los efectos de diferentes herramientas de edición y video, pongan en juego la creatividad y la imaginación. Luego podrán plasmar esas imágenes en la red social a través de su publicación y compartirlo con el resto de los alumnos. Especialmente para trabajos relacionados con disciplinas de arte y dibujo. Asimismo a partir de los trabajos subidos a la red se puede iniciar una especie de votación entre el grupo, para ver qué obras suman más likes (o «me gusta»).

Física y química digital: pensar una actividad en la que se puedan grabar videos breves de diferentes experimentos que se realizan en clase para conocer la composición de los elementos, por ejemplo. Además, podrán contar en formato texto los materiales que utilizaron y el paso a paso para que otros puedan usarlo como tutorial.

Una vitrina de trabajos. Una oportunidad para abrir el aula: Instagram puede ser muy útil para mostrar los trabajos o las actividades que se hicieron durante el año en una materia o —en una escala mayor— todos los que se hicieron en el colegio.

Trabajar con geolocalización: una propuesta para sumergirse en la geografía a través del buscador de imágenes. Instagram agrupa imágenes por localización. Al subir una imagen, uno tiene la posibilidad de geolocalizarla. Una buena opción para recorrer diferentes puntos geográficos que se trabajan en la materia a través de fotografías de otros usuarios. Así podrán conocer paisajes, lugares y costumbres a través de la app.

Practicar Matemática: la idea es que los jóvenes tengan que tomar el rol de «instagrammers» y graben videos sobre cómo resolver ciertos ejercicios, a modo de tutorial, para que otros puedan utilizarlo como práctica a la hora de repasar o preparar un examen. Otra opción es que el docente publique en imágenes los ejercicios y los chicos tengan que resolverlos a partir del contenido publicado en la red social.

Estas son solo algunos disparadores para empezar a incorporar las redes sociales en el aula. Para comenzar a trabajar con estas herramientas, una buena propuesta es hablar sobre temas relacionados con la seguridad en la web. Para eso les recomendamos revisar los materiales que se encuentran en el especial «Naveguemos con seguridad», elaborado por el portal educ.ar.


Cuentas para docentes y estudiantes: información, ideas, consejos y más

1- Ministerio de Educación.
2- Canal Encuentro.
3- National Geographic.
4- Conectar Igualdad.
5- Discovery Channel.
6- Unicoos.
7- Centro Cultural de la Ciencia.
9- Fundación telefónica.
10- Infinito por descubrir