VOLVER A FILTROS

Aulas para la inclusión digital

Desde la incorporación de computadoras para la gestión administrativa escolar hasta la implementación del 1 a 1, existen variantes en los modelos de inclusión de tecnologías digitales en el ámbito educativo. Diversos modelos conviven y no siempre conocemos sus diferencias y alcances. Algunas características para diferenciarlos y conocer varios de los que se implementan en la Argentina.


Modelo 1 a 1

Un modelo que se implementa desde principios de siglo con sus primeras experiencias piloto y luego masivamente desde 2006 en diversos países, incluyendo Uruguay, Chile y la Argentina, es el modelo 1 a 1. Su premisa es que haya una computadora para cada alumno. En la Argentina, esta idea se concretó en el programa nacional Conectar Igualdad, que actualmente lleva entregadas más de tres millones de netbooks educativas a alumnos y docentes de escuelas secundarias, educación especial y profesorados. En nuestro país, algunas jurisdicciones implementan programas 1 a 1 en el nivel primario, como el Joaquín V. González en La Rioja, desde 2010. 


Existen algunas variantes dentro de este modelo. Por ejemplo, en Conectar Igualdad, los chicos son los propietarios de la computadora, pueden llevársela a su casa y, por lo tanto, usarla fuera de la escuela. En otros programas de implementación del modelo 1 a 1, existe la posibilidad de que, en lugar de cargarla todos los días, las computadoras sean propiedad del establecimiento y queden allí después de clase. Esta variante no anula la idea básica —que haya una computadora por cada alumno—, aunque modifica las prácticas de uso educativo y recreativo relacionadas con que los estudiantes dispongan de los equipos todos los días y en todo momento. Otra variante es que se entregan tabletas en lugar de netbooks: el modelo no cambia básicamente, «una tableta por alumno». Sí contamos con otras posibilidades y prácticas asociadas, tanto por la portabilidad, la variedad de aplicaciones disponibles, pero también con limitaciones, como la menor diversidad de contenidos creados para correr en ese soporte y algunas limitaciones para la producción por parte de los estudiantes.

Aulas móviles

En el año 2012, en la Argentina se lanzó el plan para escuelas primarias llamado Primaria Digital. Además de estar dirigido a otro nivel educativo, este programa tiene un modelo diferente al de Conectar Igualdad: en este caso, no se reparte una netbook educativa a cada chico, sino que se entrega a cada establecimiento un carrito que contiene unas 40 mini laptops, un proyector, un router inalámbrico, una pizarra digital interactiva, una cámara digital y un servidor de aula. Este modelo se llama aula digital móvil (ADM). ¿Por qué «móvil»? Porque, como no hay tantas máquinas como estudiantes y maestros, los docentes tienen que coordinar entre ellos para usarlas en clase y el carrito con las computadoras se mueve de aula en aula llevando consigo la tecnología para trabajar en red. Una vez en el aula, puede suceder que haya una netbook por chico. ¿Cuál es la diferencia con el modelo 1 a 1? Que las computadoras no están disponibles todo el tiempo, sino que se pueden usar durante una clase, por algunas horas por día. Es decir, que con las ADM siempre conviene prever cuándo necesitaremos trabajar con estas herramientas en el aula, para que otros puedan usarlas y también puedan concretar sus proyectos.

Aulas rodantes

Y si de moverse se trata, podemos hablar de aulas rodantes, otro proyecto impulsado por el Ministerio de Educación de la Nación, a través del Programa de Educación, Arte y Cultura. ¿Qué son estas aulas rodantes? Si pensáramos en un aula con ruedas, no estaríamos tan lejos. Son camiones institucionales que recorren el país llevando un equipo de personas para realizar talleres y actividades para alumnos, docentes y la comunidad en general.

Camión rodante

Dentro del remolque de cada camión —porque son tres los que recorren el país—, hay pupitres, una sala con pantallas para realizar proyecciones a modo de microcine y hasta un escenario desmontable para realizar eventos. Además, cada camión está equipado con un aula digital móvil, que se utiliza para planificar talleres de distintos tipos según la necesidad pedagógica de cada localidad a la que lleguen. Por supuesto, quienes se acerquen a estas aulas rodantes también pueden llevar sus equipos y participar de los talleres y actividades. Para conocer más sobre este proyecto, pueden seguirlos en la página Aulas rodantes en Facebook



La experiencia de los Festivales Conectar

Así como un camión aula llega a diferentes localidades, lo mismo sucede con los Festivales Conectar, que se realizan en distintos puntos del país con una propuesta integradora que mezcla diversión, tecnología, cultura y educación. Los festivales han reunido gran cantidad estudiantes y familias en jornadas de actividades tanto de producción creativa de chicos y chicas, esparcimiento, aprendizaje y recreación. También se pueden revivir los festivales desde el portal educ.ar.



Otros modelos

Además de la entrega masiva de netbooks, no hay que olvidar que en muchas escuelas siguen funcionando los laboratorios de informática o salas de computación, casi todos equipados con computadoras de escritorio, a veces conectadas en red, otras, no; a veces con suficiente cantidad de máquinas para que los alumnos trabajen solos, o bien de a dos o tres. Estas aulas generalmente funcionan como el lugar donde se enseña Informática o Computación, es decir, a usar diferentes programas de ofimática, programación o entornos. Muchos docentes utilizan estos salones, acompañados del responsable TIC o del mismo docente de informática para realizar trabajos de alguna disciplina en particular, ya sea para graficar funciones de Matemática, realizar presentaciones, escribir trabajos o simplemente buscar información.

Por último, no nos olvidemos de las bibliotecas. En muchos establecimientos, son las bibliotecas las que se han convertido en Centros de Recursos Multimedia, en los que docentes y alumnos pueden buscar información y material multimedia para trabajar en clase.

Entonces, podemos encontrarnos con modelos 1 a 1, aulas digitales móviles, aulas rodantes, laboratorios, bibliotecas multimediales, cada uno con su particularidad, con su dinámica, sus ventajas y sus dificultades específicas a la hora de la implementación. En cada uno de estos modelos podemos explotar nuestra creatividad y valernos de utilísimos recursos para enriquecer la enseñanza y el aprendizaje en todos los niveles del sistema educativo.



Para saber más

Sagol, C. (2011). El modelo 1 a 1. Notas para comenzar. Buenos Aires: Ministerio de Educación de la Nación. Biblioteca de libros digitales de Educ.ar

Ficha

Publicado: 29 de julio de 2013

Última modificación: 29 de julio de 2013

Audiencia

Docentes

Área / disciplina

Nivel

Primario

Secundario

Categoría

Artículos

Modalidad

Todas

Formato

Texto

Etiquetas

TIC en el aula

computadora en el aula

aulas digitales móviles

modelo 1 a 1

aula 1 a 1

Conectar Igualdad

festival conectar

biblioteca multimedia

Autor/es

Lucas Delgado

Licencia

Creative Commons: Atribución – No Comercial – Compartir Igual (by-nc-sa)


Últimos recursos

Literaturas

Violencias por motivos de género, propuestas para trabajar en las escuelas

Tecnologías digitales