fondo

Propósitos generales

  • Comprender qué es la eficiencia energética y qué podemos hacer desde la escuela para trabajarla. 
  • Caracterizar y diferenciar los procesos de ahorro y eficiencia energética como caminos posibles para asegurar un abastecimiento energético continuo y mitigar el cambio climático.
  • Promover el trabajo en red y colaborativo, la discusión y el intercambio entre pares, la realización en conjunto de la propuesta, la autonomía de los alumnos y el rol del docente como orientador y facilitador del trabajo.
  • Estimular el procesamiento, la jerarquización, la crítica, la interpretación y selección de información proveniente de diferentes soportes.

Introducción a la actividad

Cuidar la energía es una tarea que está al alcance de todos. Tan solo debemos realizar pequeñas modificaciones en nuestros hábitos diarios y tener en cuenta que a la hora de hacer un cambio — como una nueva compra, un arreglo en el hogar o modificación — se debe hacer pensando en términos de eficiencia energética y ahorro.

¿Por qué ocuparnos de la eficiencia energética?

Existen tres razones fundamentales para responder esto:

  1. Un ahorro energético impactará en nuestra economía familiar. Apagar artefactos eléctricos que no utilizamos, calefaccionar los ambientes en los que estamos hasta una temperatura sensata y evitar el desperdicio de agua son medidas sencillas de implementar que redundarán en un ahorro sensible si somos consistentes en estos hábitos.
  2. A su vez, el ahorro energético permitirá, en una mayor escala, garantizar el suministro continuo de energía. Los recursos energéticos son escasos (en Argentina y el mundo), y es por ello que también debemos ser cuidadosos en su uso.
  3. Finalmente, las principales fuentes de energía primaria utilizadas en Argentina, el gas y el petróleo, son combustibles fósiles, por lo que su consumo, ya sea en forma directa, en calefacción a gas, como en forma indirecta, a través de la utilización de artefactos eléctricos, conlleva a la producción de gases de efecto invernadero. El ahorro impactará en esa producción y contribuirá con la mitigación del cambio climático.

Objetivos de las actividades

  • Analizar los mayores consumos en nuestros hogares y en nuestra escuela.
  • Describir y comprender las razones y los pasos concretos que se pueden desarrollar para aplicar las políticas de ahorro y eficiencia energética.

Actividad 1

La energía se hace presente en la vida diaria en forma de servicios energéticos, tales como el transporte, la fuerza motriz de motores de combustión interna y eléctricos, la iluminación, la conservación y cocción de alimentos, la calefacción, entre otros. El ahorro y la eficiencia energética son temas fundamentales en el mundo del Siglo XXI, debido a que todas las formas de energía que utilizamos provocan un impacto en el ambiente. Por lo que necesitamos administrar convenientemente nuestro consumo de energía y todo ello implica trabajar en la educación en hábitos y competencias necesarias para un ciudadano del futuro.

Vean el video «Energías eficientes» e identifiquen:

¿Qué fuentes de energía menciona? ¿Qué clasificación introduce?
¿Qué consejos se brindan vinculados con la eficiencia y uso responsable?

Actividad 2

Los invitamos a pensar en las siguientes preguntas sobre consumo y eficiencia en el hogar y en la escuela. Para responderlas pueden valerse de las guías sobre buenas prácticas para un uso responsable de la energía para usuarios residenciales y para las escuelas, elaboradas por el Ministerio de Energía y Minería de la Nación.

En la escuela
  • ¿Dónde se producen en la escuela los mayores consumos?
  • ¿Qué consejos concretos podemos desarrollar en nuestros hábitos cotidianos para producir un ahorro de gas, agua y electricidad en la escuela?
  • ¿Cómo conocemos la eficiencia en la transformación eléctrica de un artefacto determinado?

En el hogar

  • ¿Cómo se distribuye el consumo en el hogar? ¿Cómo describirían un día típico desde el punto de vista del consumo de energía?
  • ¿En qué área se produce el mayor consumo energético en un hogar promedio?
  • Produzcan una lista personal, en orden decreciente de consumos en su hogar. Investiguen luego utilizando diferentes fuentes que ejemplifiquen consumos típicos en hogares en diferentes lugares geográficos.
  • Elijan y listen dos consejos por sector del hogar que consideren que pueden tener efectos significativos en el ahorro y la eficiencia energética. 
  • Luego de analizar los consumos energéticos en la escuela y el hogar, pueden realizar un blog con los consejos sobre ahorro y eficiencia energética que escribieron junto con sus compañeros, para compartirlos y darlos a conocer en la comunidad educativa y sus hogares.

Actividad 3

La eficiencia energética de un artefacto nos indica qué cantidad de energía útil entrega y qué cantidad se pierde mientras el mismo está en uso. Por ejemplo, una heladera eficiente puede utilizar menos de la mitad de energía para lograr el mismo resultado que otra aparentemente igual pero ineficiente. Sin embargo, en algunos casos, los consumidores ignoramos el ahorro que nos permitirían realizar los artefactos que se nos ofrecen en los puntos de venta, donde las dos heladeras son presentadas como equivalentes.

Entre las herramientas más conocidas y aplicadas en el mundo para aumentar la eficiencia energética global de los productos ofrecidos en el mercado, se encuentra la etiqueta de eficiencia energética. Este consiste en colocar una etiqueta en los artefactos en la que se informa al consumidor sobre el consumo y la eficiencia energética del artefacto.

El Ministerio de Energía acerca a los usuarios información sobre etiquetas.

A continuación, los invitamos a resolver los siguientes ejercicios:

  • Lean ambas etiquetas de la empresa Autosal fábrica de heladeras e identifiquen: ¿Cuál de las dos etiquetas es más eficiente? ¿Cómo se dieron cuenta? Justifiquen sus respuestas.
  • Señalen en la etiqueta los rasgos que les permiten identificar la heladera más eficiente.

Etiqueta

  1. ¿Cuáles son las nuevas etiquetas que se incorporaron?
  2. ¿Qué nos permiten conocer sobre el consumo energético?

Actividad 4

Uso responsable son todas aquellas acciones que conscientemente realizamos para hacer una utilización responsable de la energía. Refiere al ahorro de recursos energéticos mediante el cambio de hábitos de consumo. Así se logra ahorrar energía y dinero que impactará en nuestra economía familiar. Tanto en los consumos de electricidad, de gas o de agua es posible llegar al mismo nivel de confort mediante un uso responsable que a su vez permite contribuir a la reducción de generación de gases de efecto invernadero.

Eficiencia energética refiere a la cantidad de energía útil que se puede obtener de un sistema o de una tecnología en particular. En términos prácticos, la eficiencia energética busca desarrollar de manera óptima las tecnologías de productos, procesos y servicios que consumen energía con el fin de contribuir a la reducción de su demanda. Por lo tanto estas tecnologías y servicios utilizarían menos energía para realizar la misma tarea y obtener los mismos beneficios finales.

Los invitamos a leer los siguientes consejos sobre «Consumo Responsable» e identificar cuáles están vinculados a energía.
Luego clasifíquenlos entre aquellos que se refieren a eficiencia energética y los relacionados al uso responsable de la energía.

Les ofrecemos una lista con algunos ejemplos de ahorro y eficiencia energética. Les proponemos realizar una campaña en la escuela y en el hogar con ideas sobre cómo implementar algunos de ellos.

Enlaces recomendados

Ministerio de Energía y Minería, Subsecretaría de Ahorro y Eficiencia Energética. Aprender a leer la etiqueta. Recuperado el 30 de julio de 2018 en: https://www.argentina.gob.ar/etiqueta

Ministerio de Energía y Minería, Subsecretaría de Ahorro y Eficiencia Energética. Guía de buenas prácticas para un uso responsable de la energía. Recuperado el 30 de julio de 2018 en: https://www.argentina.gob.ar/energiaymineria/energia-uso-responsable