Cuando se desarrollan habilidades del pensamiento computacional desde temprana edad, los niños aplican este tipo de razonamiento en otras situaciones de la vida cotidiana. La mejor manera de enseñarles esos conocimientos es a través de los juegos. Por eso en esta ocasión seleccionamos cinco apps para jugar e iniciarse en la temática de la programación, ya sea desde el teléfono, la computadora o una tableta.

girl-925284_1920.jpg

1. Lightbot Jr (más de 4 años): una aplicación disponible para sistemas operativos Android, iPhone, iPad y Kindle. El juego presenta a los niños un robot junto con una serie de bloques apilados e íconos basados en arrastrar y soltar (en inglés, drag and drop) para programar. Los controles de esta app son simples como: mover, rotar, encender luces y saltar. Una vez que se selecciona una secuencia ordenada de comandos, el robot se mueve e ilumina los azulejos asignados. El jugador debe encender las baldosas correctas para avanzar al siguiente nivel. Se trata de un juego divertido para chicos de más de 4 años y es una herramienta completa para introducir principios de programación.

lightbot.jpg

2. ScratchJr (entre 5 y 7 años): una aplicación inspirada en el conocido recurso de programación: Scratch. Está disponible gratuitamente para dispositivos con sistema operativo Android y iPad. Con esta app, los chicos pueden programar sus propias historias y juegos interactivos. En el proceso, aprenden a resolver proyectos y se expresan de forma creativa.

scratch.jpg

3. Tynker (entre 9 y 11 años): la aplicación tiene como objetivo que los niños se conviertan en creadores activos de tecnología y no solo usuarios pasivos. Además, proporciona guías, tutoriales, diversos retos y actividades.

tynker.jpg

4. Pocket Code (entre 7 y 10 años): permite a niños y niñas desarrollar juegos y animaciones utilizando los recursos gráficos y musicales de la app, bloques de comandos y mucha imaginación. De hecho, también pueden modificar, a su gusto, juegos ya creados.

pocketcode.jpg

5. Juego Blockly (entre 9 y 11 años): está compuesto por una serie de juegos para aprender a programar. Contempla una interfaz sencilla para que los niños que no han tenido experiencia previa con la programación puedan resolver los desafíos que allí se plantean, en los que se recorren varias estructuras utilizadas en distintos lenguajes de programación.

blocky.jpg