La participación puede darse de diferentes maneras, sea antes, durante o después de las jornadas.

Cómo prepararse

Antes de las jornadas, es posible aportar ideas y elementos de utilidad para utilizar en los encuentros, para trabajar los ejes propuestos de una manera expresiva y participativa. Por ejemplo, como la actividad central de las jornadas tendrá que ver con la lectura, quienes deseen colaborar pueden acercarse a la dirección de su escuela y sugerir materiales de lectura apropiados para esa actividad.

Durante los encuentros

En la semana de las jornadas, cada comunidad puede participar asistiendo a su escuela, colaborando con los docentes en la organización, formando parte activa de las actividades y juegos propuestos. Una opción es colaborar como fotógrafo o camarógrafa y registrar así, mediante fotografías o videos, el desarrollo de las diferentes actividades —con la autorización de las autoridades de cada establecimiento—. Más aún: difundir ese registro del día a día en las redes sociales.

Después

Una vez finalizadas las jornadas, cada participante puede compartir las muestras de lo realizado en la escuela a la que haya asistido y expresar las emociones que le generaron estos encuentros.



En todo momento, se pueden seguir las novedades en el sitio web de las jornadas y en su página de Facebook, y difundirlas.