Los documentos que dan fundamento a la propuesta de Educación Digital Inclusiva son:

Declaración de Nueva Delhi sobre TIC inclusivas al servicio de las personas con discapacidad: Hacer del empoderamiento una realidad. (ONU, 2015)

En 2014 los Estados Miembro de la UNESCO, en cooperación con el Gobierno de la India y con el apoyo del Estado de Kuwait, así como también con asociados públicos y privados internacionales, regionales y nacionales, organizó la primera Conferencia internacional denominada “De la exclusión al empoderamiento: la tecnología de la información y la comunicación al servicio de las personas con discapacidad”, que tuvo lugar en Nueva Delhi. El objetivo de la Conferencia fue promover los derechos humanos y las libertades fundamentales de las mujeres y los hombres, las niñas y los niños con discapacidad y alentar a todas las partes interesadas a adoptar medidas concretas encaminadas a empoderar a las personas con discapacidad mediante la aplicación eficaz de las TIC.
Este documento reconoce que las aplicaciones TIC han demostrado ser significativamente valiosas a la hora de facilitar el acceso a la educación, la información y los productos y servicios accesibles, proporcionar nuevas oportunidades de empleo, fomentar la toma de conciencia y facilitar la participación en la vida cultural y política y en actividades recreativas y de esparcimiento, así como la cooperación, aumentando de este modo la variedad de actividades en todas las esferas de su vida.

Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). (Naciones Unidas, 2015)

El 25 de septiembre de 2015, los líderes mundiales adoptaron un conjunto de objetivos globales para erradicar la pobreza, proteger el planeta y asegurar la prosperidad para todos como parte de una nueva agenda de desarrollo sostenible. Cada objetivo tiene metas específicas que deben alcanzarse en los próximos 15 años.

El Objetivo 4, “educación de calidad” se centra en Garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos. Detalla que el logro de una educación universal inclusiva y equitativa de calidad exigirá esfuerzos cada vez mayores, especialmente en África Subsahariana y en Asia Meridional, así como para alcanzar a las poblaciones vulnerables, tales como las personas con discapacidad, los pueblos indígenas, los niños refugiados y los niños pobres de zonas rurales.

Diseño Universal para el Aprendizaje. (CAST, 2011)

El Diseño Universal del Aprendizaje (DUA, 2011) es un documento elaborado en base a la idea del Diseño Universal para entornos urbanos. Busca garantizar que todos los alumnos puedan acceder a los contenidos y objetivos del currículum promoviendo la creación de diseños y materiales flexibles para facilitar el aprendizaje de todos los estudiantes.
Se sostiene en tres principios estructuradores de las estrategias didácticas fundamentales para su elaboración. Estos principios son: 

• Representación: el qué de la educación. Se centra en estrategias didácticas presentadas a los estudiantes en varios formatos: audio, imagen, texto, etc.

• Acción y expresión: el cómo de la educación. Permite que los niños interactúen con el material y demuestren lo que han aprendido de varias maneras según sus posibilidades.

• Participación: el porqué de la educación. Promueve el aprendizaje participativo y la construcción del propio conocimiento por parte del alumno.

De este modo se busca maximizar las oportunidades de aprendizaje atendiendo a las preferencias perceptivas de todos los alumnos y alumnas. El docente puede así centrarse en las fortalezas, sus necesidades de aprendizaje y sus posibilidades de participación y, combinarlos con los recursos disponibles de un modo siempre dinámico y flexible.

Resolución 311/16 del Consejo Federal de Educación

En al año 2016 el Consejo Federal de Educación emitió la resolución 311/16: «Promoción, acreditación, certificación y titulación de los estudiantes con discapacidad». 

Esta normativa asegura, organiza y articula las trayectorias escolares de las personas con discapacidad en los distintos niveles del sistema educativo argentino, lo que propicia las condiciones para el acompañamiento de las trayectorias escolares. Entre otros también garantiza la orientación de la trayectoria escolar obligatoria de los niños y niñas con discapacidad comenzando en el Nivel Inicial. 

Un punto destacado en todo el documento implica un abordaje institucional destinado a brindar orientaciones, apoyos y/o recursos especializados a las escuelas de los niveles obligatorios, para crear conjuntamente las mejores condiciones de oportunidad para la enseñanza y el aprendizaje, asegurando entornos de accesibilidad y participación. Sostiene que las jurisdicciones regularán que las escuelas de Educación Especial garanticen propuestas pedagógicas acordes a los niveles de enseñanza y estén orientadas por los principios de inclusión educativa diseñando para esto las configuraciones de apoyo y los apoyos específicos (sistemas de comunicación, orientación y movilidad, autonomía, entre otras,) a efectos de minimizar barreras.