FaciliArt: un proyecto solidario con impresoras 3D

En una escuela de la ciudad de Mar del Plata, los estudiantes recibieron impresoras 3D y emprendieron un proyecto para realizar prótesis, bio réplicas y férulas que luego se donan al Hospital Interzonal Especializado Materno Infantil.

 

Se trata de un trabajo solidario que realizaron los alumnos y profesores de la Escuela Secundaria Técnica N.º 5 «Amancio Williams» de Mar del Plata, provincia de Buenos Aires. A partir de esta iniciativa, los docentes que encabezaron este trabajo fueron distinguidos en la edición 2018 del certamen «Docentes Innovadores», organizado por el Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología de la Nación.

 

Alumnos y docentes recibieron la distinción de Docentes Innovadores en el Palacio Sarmiento.

 

Tras recibir dos impresoras 3D en la escuela, los docentes investigaron sobre su potencial y, en un principio, les propusieron a los jóvenes realizar prótesis de miembros superiores junto a una ONG (AtomicLAB). Cuando adquirieron nuevos conocimientos y más práctica, aumentaron la dificultad y comenzaron a imprimir férulas (para reemplazar al yeso) y bio réplicas (impresiones tridimensionales de segmentos corporales de un tratante, con el objetivo de hacer una cirugía virtual y poder prever ciertas complicaciones) para los pacientes del hospital.

 

Colaborar como primer objetivo

 

La idea principal del proyecto fue poder colaborar con los médicos y facilitar los tratamientos e intervenciones. El docente que lleva adelante la labor de la escuela de Mar del Plata, Ricardo Lorenzani, explicó que «el proyecto intenta mejorar las tecnologías que se implementan en los tratamientos de fracturas o fisuras. Por eso es que los jóvenes crearon una red plástica impresa en 3D como sostén para reemplazar al yeso tradicional». Asimismo, aseguró que las férulas resultan más livianas, higiénicas y menos molestas para el paciente que debe llevar adelante el tratamiento.

Por otra parte, Lorenzani contó cómo es el proceso para obtener las piezas médicas: «Los profesionales nos indican dónde debe ir el soporte para inmovilizar la zona afectada. Posteriormente se obtienen las bio réplicas a partir de tomografías computadas o ecografías dadas por el equipo médico, quienes guían a los docentes y alumnos para hacer hincapié en la zona afectada. Esto beneficia a los médicos, ya que al contar con estas piezas pueden planificar las cirugías».

 

La palabra de los protagonistas

Fuente: Prensa del Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología. 

 

Un proyecto en el que los estudiantes pudieron poner en práctica sus conocimientos y habilidades con las impresoras 3D y, a su vez, colaborar con el equipo médico del hospital de su ciudad y sus pacientes.

Ficha

Publicado: 12 de marzo de 2019
Última modificación: 12 de marzo de 2019

Audiencia

Área / disciplina

Nivel

Categoria

Modalidad

Formato

Etiquetas

Autor/es

Licencia

Últimos recursos

Marketing Digital oque é

Comunicación: un mundo desconocido

Berta Braslavsky

Carlos Vergara