Filtrar Resultados

61 a 80 de 87 resultados

Los valores no se han perdido, hay nuevos, distintos, y muchos de esos nuevos valores incluyen y superan valores anteriores: es necesario aprender a ver más cantidad de mundo, limitando los lugares comunes que se instalan en nuestro pensamiento sin que nos demos cuenta y cierran nuestra capacidad de pensar y de vivir. La evaluación negativa del movimiento de los tiempos suele tener que ver con que seguimos aplicando criterios viejos a situaciones nuevas, como si nuestro propio pensamiento (o nuestra propia situación en la vida) no quisiera hacerse cargo de esta transformación fundamental a la que tantas filosofías ubican en el centro de su visión del mundo: el cambio. ¿Habrá que aludir una vez más al rio en el que Heráclito no conseguía bañarse dos veces (lo que indica que el filósofo era un adolescente) o que mencionar que para el budismo zen la enseñanza fundamental es la impermanencia?

Jugando con las ideas podríamos reconocer dos actitudes básicas como posibles esquemas de trabajo en la materia. Una de ellas, tradicional, tiene que ver con la crítica y la despersonalización, y otra, más acorde a la evolución cultural lograda en el tiempo, con la confianza y la expresividad de lo propio.

El pensamiento consciente se expresa a través de palabras y cada uno de nosotros lo hace de manera particular, utilizando una serie de términos a los que ha integrado en su habla por sentirlos especialmente útiles o porque se los ha topado y no ha podido sino sumarlos.

Hace unos meses publiqué en el blog de filosofía una serie de preguntas con las que quise hacer una encuesta para enterarme de la situación de los profresores de filosofía que circulan por esta página. A continuación van mis propias respuestas a ese cuestionario. como un modo de estimular las respuestas ajenas, y de ofrecer mi punto de vista sobre esas cuestiones.

Que en una clase de filosofía se considere al delirio y su producción sistemática como una actividad de interés puede parecer contradictorio con el objetivo básico de inculcar racionalidad que suele suponerse básico en la aventura filosófica. Sin embargo, el delirio o divague puede aportar al pensamiento una dimensión faltante de extremo interés, y ayudarnos a aclarar el sentido de la racionalidad.

En su libro Bird by Bird, Anne Lamott, escritora norteamericana, dice que "una de los regalos de ser un escritor es que serlo te da una excusa para hacer cosas, para ir a lugares y explorarlos". El libro, escrito con la intención de estimular a los aprendices de escritor a avanzar en el camino de la entrega y la disciplina necesarios para tal fin, contiene una encantadora serie de textos plagados de los consejos que la autora suele dar a sus alumnos y de las historias de su propia vida.

Entre otras cosas, lo que tienen en común la intención de la filosofía y el trabajo de la psicología es el intento de producir la elaboración. Este término es una de las palabras que forma parte de mi léxico fundamental. ¿Qué siento que designa, por qué me resulta tan útil?

¿Para qué vivo, para dónde voy, cuál es mi destino, para qué fui creado, para qué vine a este mundo, qué quiere decir todo esto? ¿Se vive para algo, por algo, o simplemente se vive? ¿Es simple vivir? ¿Es complejo vivir, por qué? ¿Complejo quiere decir difícil, extraño, incomprensible?

Un grupo de rock es ante todo una aventura existencial y estética compartida: una clase de filosofía podría aprovechar este formato de pensamiento, ya sea desplegando las visiones de los grupos de rock que aniden en la clase misma o como eco de los fans allí presentes sobre la obra de sus bandas preferidas.

Esta serie de preguntas se propone como un mecanismo para facilitar el abordaje en la clase de un tema crucial para la experiencia humana: su carácter ineludible nos permite decir que es uno de los pilares del trabajo en profundidad del pensamiento, ya que ignorarlo implica cerrar los ojos frente a una de las cuestiones dramáticas fundamentales de la existencia.

Y/o

A la hora de transformar la estructura simplista del pensamiento del que siempre partimos en un esquema de pensamiento más complejo, filosófico, hay un truco mínimo, simplísimo y súper útil: consiste en suplantar a las dicotomías por integraciones a través del cambio de una vocal, la "o", por otra, la "y".

Lo social, en la medida en que sea deseable, debe ser el resultado de una construcción que parte desde esta base íntima y sentida, y no un barniz moral rápidamente aplicado.

¿Es válida la idea según la que resulta imprescindible tener en cuenta a los pensadores fundamentales a la hora de producir un pensamiento que pueda llamarse filosófico?

La libertad y la espontaneidad no resultan características suficientes para promover el desarrollo del pensamiento. El otro factor necesario es la exigencia, promovida en el nivel más alto que sea posible para el grupo de trabajo sin que este opte por abandonar el trabajo y entregarse a la decepción.

Retomando el ejercicio del diccionario propuesto en recursos similares, desarrollo una posible definición de alumno, para que pensemos un poco lo que puede estar sucediendo en aquellos a los que la empresa educativa se dirige

Podemos considerarlo un ex alumno que ahora enseña, que con suerte y capacidad consiguió hacer algo con su anterior situación de caos y exigencia pero suele no estar demasiado satisfecho con la solución de los mencionados problemas. Pero aún hay más posibilidades.

Es, a la vez, campo de batalla y cruce de mundos diversos, el adulto y el adolescente o juvenil, que allí contrastan y se malentienden o construyen dificultosa y problemáticamente un relativo encuentro que puede resultar también muy enriquecedor para ambas partes.

Cómo concebir la idea de que escuchar es valioso e importante para darle un tono realista y, más aún, auténtico.

Necesario proceso por el cual las personas son obligadas a refinarse, súper útil método de crecimiento y de trabajo sobre sí mismo y sobre el mundo, elemental piedra angular de todo logro individual y social, estimulante y difícil seguidilla de exigencias pautadas con un sentido de complejidad progresiva.

La propuesta de trabajo para el aula aquí esbozada tiene que ver con un cambio en la concepción filosófica del sujeto (o con un avance en el conocimiento y la experiencia humana.

Listado de recursos - Educ.ar